Cooperación

Alimentos y kits de higiene contra el coronavirus en Djibuti

Contribuimos a minimizar el impacto de la pandemia.

El proyecto en un vistazo

  • Quién lo hace: Cáritas Djibuti.
  • En qué consiste: Ayuda de emergencia a familias en extrema vulnerabilidad.
  • A quién va dirigido: 240 personas
  • Presupuesto: 15.000 €.

La propuesta consiste en la entrega de un paquete alimentario y un paquete de higiene básico para participantes muy vulnerables de los cinco centros de alfabetización básica (LEC) gestionados por Caritas Djibouti, y está motivada por el cierre de los mismos decretado por la pandemia Covid-19.

Los centros LEC están destinados a proporcionar educación de calidad a 802 niños y jóvenes de los entornos más desfavorecidos: familias vulnerables, refugiados, niños con necesidades especiales y niños de la calle.

Con el cierre, los menores dejan de acceder también a la comida diaria que recibían en el centro, y se se teme por tanto que la situación de los más vulnerables se deteriore o les empuje a adoptar soluciones indeseables.

Contexto 

Actualmente en Djibouti la asistencia escolar es obligatoria entre las edades de 6 y 16 años. A pesar de los esfuerzos gubernamentales en reforzar la escolarización, muchos niños o jóvenes (niños y niñas) aún permanecen fuera del sistema por diversas causas:

  • Demasiado mayores para ser admitidos al comienzo del ciclo primario con niños de 6 años.
  • No poseen documentos civiles ni certificados de nacimiento.
  • Carecen de medios financieros.
  • Ausencia de adultos de referencia.
  • Algunos provienen de países limítrofes que han huido debido a la situación de conflicto, otros son niños de la calle.

En definitiva, todos estos jóvenes se encuentran en situación de elevada precariedad sin ninguna otra alternativa, con los riesgos que esto conlleva de entrar en circuitos de delincuencia, drogadicción y exclusión social.

A las niñas, especialmente las del entorno rural, se les asignan las tareas domésticas, cuidar a los miembros más jóvenes de la familia, la abuela o las cabras o se destinan a matrimonios tempranos.

Otros viven en barrios pobres y provienen de familias numerosas sin medios, que no pueden enviar a todos sus hijos a las escuelas públicas, y también se han incluido aquellos niños y niñas con necesidades especiales que no estaban integrados en el sistema educativo.

De ahí la necesidad de que los Centros de Alfabetización Básica o LEC puedan crecer y dar cabida a más niños. A menudo son la única oportunidad para que estos jóvenes estén alfabetizados y tengan otras oportunidades para el futuro. De hecho, no hay otras estructuras de alfabetización en el país organizadas y adaptadas para niños y
jóvenes: los únicos cursos de alfabetización existentes son solo para adultos y a menudo son esporádicos.

Con esta educación básica recibida en los LEC, los jóvenes pueden tener opción a un futuro mejor.

En qué consiste la ayuda

Distribución de paquetes alimentarios compuestos por:

  • leche en polvo
  • azúcar
  • aceite
  • arroz
  • frijoles
  • pasta
  • salsa de tomate
  • atún enlatado
  • lentejas.

Distribución de paquetes de higiene básica que incluyen:

  • pastillas de jabón desinfectante
  • jabón liquido-gel
  • champú,
  • jabón en polvo para ropa
  • lejía.

Este proyecto ha sido realizado financiado con la aportación de un legado solidario.

Descubre qué es y cómo realizar tu legado solidario.

Cáritas ante el coronavirus

Cada gesto cuenta